Ghost Recon Wildlands está menospreciado

Ghost Recon Wildlands fue el juego con el que la serie se presentó en la octava generación de consolas, ello tras varios cambios de estilo que manejó Ubisoft tras Advanced Warfare y Future Soldier. Wildlands modificó ampliamente el esquema de juego de Ghost Recon y no fue muy bien recibido por los fans, quienes deseaban un acercamiento mucho más táctico al juego y, ¿sabes qué? Está menospreciado.

Ghost Recon Widlands es uno de los juegos con los que mejor me la he pasado durante mi travesía en la octava generación de consolas. Es un Third Person Shooter (TPS) de mundo abierto en el que tú y tu escuadrón se encuentran en medio de una operación para desmantelar a un poderoso cartel de drogas mexicano radicado en Bolivia. Así los Ghosts son desplegados por todo el territorio selvático, rural y citadino, con el objetivo de dar con el poderoso líder criminal, El Sueño, para capturarlo y poner fin a su crimen.

El juego sigue los estándares de los títulos de mundo abierto pues puedes conducir diferentes tipos de vehículos y recolectar muchas armas que te permitirán terminar más fácilmente tu misión, sin embargo algo que destaca a este juego es que tiene uno de los mundos abiertos más densos que he jugado: Me explico.

En la mayoría de los juegos de mundo abierto tienes algunas construcciones aquí y allá, algunos arbolitos y mucho terreno, con montañas y paisajes, sin embargo su separación los hace verse artificiales, suele parecer una maqueta. En Wildlands el terreno de juego se ve y se siente más orgánico, más amontonado; las selvas se juntan entre sí, las zonas urbanas se ven apiñonadas, generando una densidad de juego pocas veces vista en estos géneros.

El modo de juego es parecido a un Gears of War pero con énfasis en el stealth, casi todo el tiempo es recomendable estar oculto y acabar con tus enemigos de uno en uno, para eso cuentas con la ayuda de un drone explorador, que marcará las ubicaciones de los enemigos, así como tus fieles compañeros, quienes si no están controlados por tus amigos, puedes dar órdenes para que eficazmente eliminen a enemigos bajo tu comando. Saberlos usar es clave para avanzar en el juego aunque jugar con amigos, pese a que es menos preciso, brinda mucha más diversión.

La manera de jugar o, “el peso” de los personajes, hacen que el combate directo sea un poco difícil por lo que el juego te orilla más al stealth, sin embargo es un buen stealth; es muy entretenido meterte en una base enemiga, buscando pacientemente un resquicio en la barda o un agujero por el cual te puedas introducir; y una vez adentro el moverse con cuidado, evitando a los guardias, te hará sentirte como un verdadero soldado.

La travesía también es divertida, como Wildlands se desarrolla en zonas urbanas suele haber mucho tráfico que se interpondrá entre tú y tu escape mientras dejas a toda prisa una zona tomada por tus enemigos. Aunque eso cambia cuando obtienes helicópteros, sin embargo ciertas zonas con baterías antiaéreas los vuelven inútiles, aunque es divertido encontrar formas para truquearlas como volando bajo o simplemente descender a destruir dichas baterías.

Para acabar el juego debes primero vencer a los lugartenientes de El Sueño, y así desestabilizar sus fuerzas, y créeme que son muchísimos y esparcidos por un enorme mapa, y es que Wildlands tiene un mapa realmente grande que toma muchísimo tiempo navegar, incluso en línea recta.

Cada lugarteniente de El Sueño es en sí un jefe y tienen sus características, como el equivalente al “Pozolero” o la estrella musical que le da publicidad. Debes eliminarlos uno a uno mientras rescatas rehenes y destruyes objetivos.

Si bien puede ser repetitivo, pronto estarás haciendo los mismos tipos de misiones, el juego tiene carisma, los enemigos son reconocibles y el doblaje mexicano es excelente. Realmente me la pasé de lujo con Wildlands y lo considero un juego menospreciado, casi nadie habla de este título y los pocos que lo comentan no suelen alabarlo, tiene calificaciones mediocres y muy pocos fans.

La secuela, Ghost Recon Breakpoint, ese sí está malo, pero Wildlands es un muy buen juego stealth que te recomiendo ampliamente jugar, más si tienes amigos para tu squad.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Login
Cargando.
Registrarte
Cargando.