Para muchos emprender un negocio significa estabilidad emocional e independencia personal, pero estas realmente preparado para ser alguien exitoso?

 

1.Probablemente pases hambre.

Hambre

Esta es una idea que la mayoría de los emprendedores les cuesta aceptar, debes de saber que un negocio nuevo es como un bebe recién nacido, el cual tendrás que alimentar todos los días hasta la etapa de su madurez y créeme que cuando escribo alimentar no hablo precisamente de comida, hablo de $$$$$$ dinero.

Un bebe no solo necesita alimentación, también necesita de pañales, ropa , visitas con el doctor etc etc, estas necesidades representan los gastos fijos de tu empresa, sueldos, Internet, luz, agua, renta etc etc.

Ahora imagina que después de pagar todos tus fijos te quedas sin dinero.

¡Acostúmbrate al hecho que algunas veces no tendrás tus 3 comidas diarias!, algunas veces así será y no debes avergonzarte de ello, el sentir hambre te creará una mayor conciencia hacia el dinero y te hará más sabio a la hora de administrarlo (recuerda que estas en constante aprendizaje).

 

2. Disminuirá tu actividad social.

adios vida social

Si bien la mayoría de las personas esperan el fin de semana para salir a divertirse y tomarse unas merecidas cervezas después de una semana extenuante, tu deberás hacerte a la idea de que el concepto de semana como la conoces a dejado de existir, como emprendedor tienes la responsabilidad de que tu negocio se consolide y una resaca por las mañanas no te ayudara a conseguirlo.

3. La mayor parte del tiempo estarás presionado.

presion de trabajo

Cuando comienzas un negocio debemos tener presentes muchas variables que posiblemente cambien el rumbo de los planes por cierta cantidad de tiempo, (a estos ligeros contratiempos yo los llamo Pruebas de Humildad). porque las llamo así?

Te pongo un ejemplo:

Imagina que realizas un servicio a una empresa y esta misma te comenta que tu pago se retrasara un mes más y tú ya contemplabas ese dinero para la renta de tu local, ¿que tan presionado te pondrías al saber que no tienes para pagar el alquiler de tu negocio?

¿Un panorama nada agradable cierto?

Es por eso que la paciencia te ayudara a llevar mejor la presión dentro de tus proyectos.

Recuerda que emprender consume estabilidad emocional debido al estrés que causa el no llegar a donde se quiere, cuando se necesita, sin esta jamás podrás pensar con claridad y serias más propenso a tomar malas decisiones.

Aprende a aguantar para avanzar.

 

 

 

4. Tendrás problemas con tu pareja actual o con el hallazgo de una.

Los negocios y el amor nunca se llevarán bien, punto.

Como emprendedor debes de saber que no todo se puede en la vida, toma decisiones en base a prioridad, recuerda que estas construyendo un imperio y nada es más importante que eso.

¿De que sirven dos reyes sin un imperio que comandar?

Si tienes pareja, habla y explica la situación, emprender no es una decisión que entienda mucha gente, así que prepárate para lo peor si esto obstruye tu objetivo.

Hazte a la idea que probablemente tengas que tomar este viaje solo, es desgastante cuando una pareja pide el tiempo o el dinero que quieres dar, pero no puedes.

Recuerda que no necesitas más presiones en tu vida.

 

5. Tendrás deudas

Emprender es sinónimo de Dinero, la mayoría de los emprendedores no tienen todo el capital necesario para consolidar su idea, es por eso que recurren a préstamos bancarios ó personales recurrentemente, una de los errores más grandes entre emprendedores es el no saber pedir un crédito, las deudas no siempre son malas, una deuda puede ayudarte a materializar ese proyecto que necesitas enseñar para vender.

(si quieres saber cómo pedir uno sin que afecte tu estabilidad monetaria espera el otro artículo)

Tu celular no dejara de sonar si es que fallas en los pagos de tus deudas y créeme, es de lo más desesperante del mundo, prepárate para recibir llamadas del banco hasta la señora de las gorditas.

 

onemaia

 

 

 

 

 

Onemaia.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Comparte
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •